De viaje por Italia. Venecia.



Algún día iré a....... y sigue una retahíla de sitios y lugares, uno entrecierra los ojos pareciendo que ya estas allí. Uno comienza a viajar desde el mismo momento que lo sueña, luego vienen las circunstancias y deciden. Mi circunstancia ha sido el tener tiempo para vivir, ganas de vivir y un baúl lleno de sueños. Uno de mis destinos míticos era Italia, pospuesto mil veces por querer hacerlo con la compañía concreta de alguien. Liberado desde primero de año de compromisos hice las maletas, compre billetes de avión y aterrice en Venecia una mañana con ojos de niño. Lo había soñado tantas veces que al montarme en la barca que hace las veces de autobús, iba nervioso dando saltitos. La llegada al gran canal con todos los monumentos tantas veces plasmadas en cuadros y fotografías, fue maravillosa. Vas mirando hacia arriba y golpeando las espinillas del resto con tu maleta. El teléfono en la mano, foto de esto, de lo otro, de las góndolas, de la señora de los pelos celeste......un torbellino de sensaciones. Me siento en una mesa del Café Florian, necesito frenar, mirar donde cae ese hotelito con encanto, tomarme una cerveza, estirar las piernas para que salga el miedo a volar. Mi hotel está al lado de la Plaza de San Marcos. Hotel Diana, coqueto, decadente, en una calle estrecha llena de restaurantes y pequeñas tiendas.
Antes del viaje me di un baño histórico sobre la República Veneciana. No te desfrauda, la Catedral, el Palacio del Dux.... grandioso. Perderte por calles y canales. Comprendo un poco a los naturales que estén agobiados por los turistas como yo, por eso actúo con respeto y discreción. Disfruto de un concierto a la tarde siguiente después de la visita a Murano, lo mejor sentarme en un pequeño café en el canal central de la isla.
Encuentro cerca del embarcadero de San Marcos un club náutico y no resisto la tentación de visitarlo, me invitan a pasear a vela y acompaño a un par de viejos capitanes. Grandioso, alabo la destreza al timón de Rafael nuestro patrón, que habla por los codos. Nos ilustra sobre el poderío naval de la República.
Las noches son tranquilas, ceno con una chica argentina que se hospeda en el mismo hotel. Se parte de risa cuando le canto una letra de Les Luthiers y como buena oriunda de ese país me deleito con una charla animada.
Mañana salgo en tren para Florencia.




Memorias de Africa

«Yo tenía una granja en África, al pie de las colinas de Ngong». Isak Dinnesen o Karen Blixen escribió Memorias de África una autobiografía, que creo...

A los ausentes.

Una gran parte del camino que hemos transitado por la vida, lo hicimos acompañado de personas que hoy ya no están con nosotros. Tradicionalmente en e...

Super Mario Bross

Es maravilloso que te vuelvan a sorprender, es lo bonito de la vida. Te has podido llevar años y años pidiendo, cuando no rogando que te hagan caso y...

Maduritos y maduritas.

Recuerdo aquello de los metrosexuales, de que a partir de los 25 todos eramos morralla, cuantas cosas se ha llevado el tsunami de la jodida crisis. Y...

Hay días

que uno tienepropensión a lo belloDías macizosazulescomo una fuente de cocinaDías realmente sobrenaturalesque te dan ganas de hablarhasta con descon...

Normalidad.

Conforme me adentro en las aguas de la normalidad, aumentan las horas de silencio y discreto bienestar de los días. Es curioso que cuando estas frent...

Rehabilitación.

Así como el enamoramiento es un proceso explosivo, nada meditado, una locura eufórica de entre seis meses a un año de duración, en total idiocia. El...

Services

  • Web Design
  • e-Commerce
  • Logo & Branding
  • Packaging


A Straightforward Timeline of the FCC's Twisty DDoS Debacle

It's a complicated situation and a complicated subject. Maybe this will simplify things.

Scientists Are Developing a Unique Identifier for Your Brain

A neurological “functional fingerprint” allows scientists to explore the influence of genetics, environment and aging on brain connectivity.

Building Stratolaunch, the Most Audacious Flying Machine Ever

Here's how alt-aviation wizard Burt Rutan and Microsoft cofounder Paul Allen set out to build a dual-fuselage beast that could haul rockets to the edge of space.

Taking Away John Brennan's Clearance Threatens National Security

When Trump strips a former CIA director's security clearance, the impact is more than just symbolic.

Owning Guns Is Sort of Like Owning Rattlesnakes

Author Michael Bishop's 'Rattlesnakes and Men' is about a town where everyone owns a dangerous ophidian.

[wired]



Sitemap